Cuatro formas de blanquear tus dientes

Formas naturales para blanquear tus dientes
blanqueamientodentalblog.com



Hoy en día, poseer una dentadura blanca e impecable es crucial, tanto por salud como por cuestiones de imagen.

Los dientes amarillentos son un problema bastante común para muchas personas, que a menudo, pueden preguntarse como conseguir blanquearlos sin necesidad de acudir a costosos tratamientos. Para ello, os presentamos cuatro fáciles remedios caseros que os ayudarán a conseguirlo.



1. Limón: 


Exprimir jugo de limón y enjuagarse la boca con él es efectivo para blanquear los dientes. El alto contenido en ácido málico y vitamina C hace de este producto natural un efectivo agente contra las manchas y coloraciones dentales. 

No obstante, no es bueno abusar de este remedio casero dado a que sus componentes ácidos pueden abrasar el   esmalte si se usa reiteradamente. 





2. Carbón:


Por extraño que pueda parecer, el carbón vegetal es utilizado en algunas zonas como la India para blanquear los dientes, y su uso es altamente recomendado por su eficacia. El carbón vegetal es conocido por absorber impurezas del agua, además de ser un buen producto de limpieza dental.

La forma de utilizarlo es mezclar carbón vegetal en polvo en la pasta de dientes y realizar un cepillado suave.




3. Margosa: 


La margosa es una planta muy especial, dada su alta utilidad para prevenir infecciones, combatir microorganismos, aliviar resfriados y mejorar las hemorroides. A su alto nivel curativo, se unen sus propiedades como blanqueador dental natural, conocidas desde la antigüedad. 

El método para utilizar este remedio es muy sencillo, basta con masticar unas ramas y unas hojas de esta planta repetidas veces. Esto ayudará a blanquear nuestros dientes así como a estimular la producción de saliva. 





4. Fresas: 




Las fresas, al igual que el limón, también poseen ácido málico, el cual contribuirá significativamente a blanquear nuestros dientes. Bien podemos frotarlas por nuestros dientes, o bien, podemos preparar una pasta, triturando algunas fresas y añadiéndole bicarbonato de sodio.












Share to Facebook Share to Twitter Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario